Latino News and Opinion

AL DIA Café

 La mayoría de los estadounidenses tiene raíces inmigrantes; yo no soy una excepción. Mientras que la familia de mi madre era nativa de América del Norte (Prairie Band Potowatomi), la herencia de mi padre es francocanadiense. Creciendo en los años 50, yo era muy consciente de que la Canadá de habla francesa –Quebec– estaba entre las regiones más profundamente católicas en el mundo. Durante más de 200 años, la Iglesia en Quebec no sólo predicó el Evangelio, educó a los jóvenes y ministró a los pobres y enfermos, sino que también mantuvo la lengua y cultura francesa frente a la mayoría protestante de habla inglesa de Canadá. 

Ciertamente México tuvo días de gloria antes de la Conquista.  Lo mismo sucedió en otros países de Europa y de Asia antes de ser conquistados, mas éstos no recurrieron al lloriqueo y la pesadumbre por lo perdido. Conservaron su identidad, adquirieron nuevas modalidades de vida de los conquistadores, y se enriquecieron mutuamente.

Si el Cinco de Mayo es para vender cerveza, el Mes de la Herencia Hispana debe ser para comercializar a los hispanos -o, como algunos prefieren ser llamados, “Latinos”.

Crisis de identidad

Enviado por Esther Cepeda - sep 11, 2013

Se ha iniciado un acalorado debate sobre si la Oficina de Censos de los Estados Unidos debe ofrecer a los hispanos la oportunidad de identificarse como una raza separada en el conteo de 2020. Pero pensemos un poco en cuán correctamente se los definirá.

Rosa dijo no

Enviado por Blanca Esthela Treviño - sep 11, 2013

Han pasado 50 años desde que Martin Luther King Jr. en la Marcha a Washington de 1963 pronunció sus fascinantes palabras ‘Tengo un Sueño’ (I have a dream) en las escalinatas del Monumento a Lincoln. Muchos reportajes se han escrito sobre el motivo de esa histórica marcha refiriéndose a MLK como una figura inspiracional que actuaba como la conciencia de la nación estadounidense: exigía el fin de la discriminación contra la población afroamericana. MLK veía esta discriminación como resultado de unas relaciones de poder basadas en la explotación, no solo de raza, sino también de clase social. Se oponía contundentemente a los tres pecados del capitalismo: el racismo, la explotación económica y el militarismo. 

El 4 de septiembre, decenas de miles de estudiantes de toda la Arquidiócesis de Filadelfia regresaron a las clases para un nuevo año académico en nuestras 123 escuelas parroquiales, 17 escuelas secundarias y cuatro escuelas para personas con necesidades especiales. Filadelfia alega con razón tener uno de los mejores sistemas educativos católicos en América del Norte. Los católicos de todo el arzobispado pueden estar orgullosos de sus logros extraordinarios, que incluyen, más recientemente, nuestras 15 escuelas honradas por el Departamento de Educación de EE.UU. por su excelente educación.

Estoy de duelo por la pérdida de una vieja amiga.

Desde pequeño Roberto Rocha vendía drogas, día y noche. Heroinómano, ladrón, acusado de 27 asaltos a mano armada. No recuerda a cuántos apuñaló en los años en que vivía y dormía en las calles olvidadas de San Francisco. Peligroso de verdad.

Indignación selectiva

Enviado por Ruben Navarrette - ago 29, 2013

Cuando el tema es la inmigración, los medios dominantes y los activistas que apoyan la ciudadanía para los inmigrantes ilegales tienen sus favoritos. Continuamente atacan a los republicanos, mientras dejan pasar las cosas cuando se trata de los demócratas.

La cara del hambre

Enviado por Blanca Esthela Treviño - ago 29, 2013

La prensa internacional ha cubierto con toda fidelidad la cara del hambre en México. La fotografía muestra a todo color a una joven mujer que lleva a su pequeño hijo atado con un rebozo a su espalda. Es uno de tantos niños indígenas que permanecen sujetos a la espalda de la madre durante tres o cuatro años porque sus piernas son demasiado débiles para sostenerlo. Los niños desnutridos de las regiones montañosas nacen en total desventaja: desheredados de la tierra. El pequeño observa directamente a la cámara y sus enormes ojos parecen preguntar ¿Por qué?